EDPR, Finerge, Voltalia y Endesa se adjudican lotes en la subasta de fotovoltaica flotante de Portugal, en la que participan Iberdrola y Enerland

Share

 

En la subasta de instalaciones de generación eléctrica solar fotovoltaica flotante de este lunes de Portugal se adjudicaron 183 MW (MW), de los cuales alrededor del 56% fueron en modalidad de Contrato por Diferencia (103 MW) y, el resto, mediante la Compensación al Sistema Eléctrico Nacional (80 MW). En un comunicado, el Ministerio de Medio Ambiente y Acción Climática afirma que prevé un precio medio de 41.025 € / MWh.

En esta última modalidad, se oferta el descuento (expresado en %) sobre el precio de referencia (expresado en €/MWh) definido para cada lote sometido a subasta. Había dos lotes con precios fijos. Un lote con un precio de 41,03 euros/MWh y otro, que será la tarifa más baja del mundo, con un valor de -4,13 euros/MWh (equivalente a un descuento del 110% sobre la tarifa de referencia fijada inicialmente por el Gobierno), que se ha adjudicado EDP Renewables (EDPR), la rama de energías renovables de la empresa portuguesa Energías de Portugal (EDP), cuyo mayor accionista es la compañía energética estatal China Three Gorges.

Otro de los lotes (el 2, Castelo de Bode, con 50 MW disponibles) solo tenía un licitador que dispone «de un plazo de cinco días hábiles para presentar una oferta mejorada». Si esta oferta corresponde a un valor igual o superior a la media ponderada del Valor Actual Neto de las ofertas adjudicadas para los distintos lotes sacados a subasta, el lote en cuestión se adjudicará a la compañía.

Los cuatro lotes restantes se adjudicaron en la modalidad de Compensación del Sistema Eléctrico Nacional, donde se obtuvo una aportación media ponderada de aproximadamente 47,4 mil euros por MW/año. En esta alternativa de retribución se ofrece el importe de la compensación (expresado en €/MW/año) que se pagará al SEN.

 

Voltalia y Finerge confirman haber obtenido lotes

Además de EDPR, Endesa Portugal ya informó el mismo lunes que se hizo con el lote 4, el tercero más grande de la licitación, ubicado en Alto Rabagão, distrito de Vila Real. El proyecto, que tendrá que esperar hasta 2023 para poder entrar en funcionamiento, apunta a instalar 42,5 MW de energía solar flotante. Tendrá, además, 48 MW de energía eólica y 16 MWh de almacenamiento en baterías.

 

Finerge, con sede en Portugal, ha ganado tres lotes en la subasta solar flotante en Portugal celebrada este lunes. Los lotes cinco, seis y siete corresponden a los embalses de Paradela (13 MW), Salamonde (8 MW) y Vilar-Tabuaço (17 MW), respectivamente. El lote siete, de Tabuaço, fue el más disputado -con 24 vueltas- y el último en concluirse en toda la subasta, y fue finalmente a Finerge.

Los compañía ha compartido con pv magazine los precios de cada lote, que han sido: de 4 k€/MW/año para el lote 5; de 8 k€/MW/año para el lote 6; y de 103 k€/MW/año para el lote 7; todos por 15 años.

“Como en realidad solo se disputaron seis lotes (pues el lote n.º 2 aún no ha sido adjudicado), Finerge ganó el 50% de los lotes, el total de los que se propuso”, explica a pv magazine un portavoz de la empresa. Finerge cuenta a día de hoy con 68 parques eólicos y 17 plantas solares en funcionamiento, así como cerca de 1 GW en desarrollo, entre Portugal y España, a los que se suman 38 MW de estas nuevas plantas solares flotantes. En 2015, Enel Green Power España vendió por unos 900 millones de euros todos sus activos en Portugal, agrupados en Finerge, a First State Wind Energy Investments, participada al 100% por fondos gestionados por la empresa global de gestión de activos First State Investments (FSI), división de gestión de activos del Commonwealth Bank of Australia, la mayor institución financiera de Australia y una de las mayores del mundo.

 

La multinacional francesa Voltalia también se ha hecho con uno de los lotes de la licitación, el proyecto Cabril, en Sertã, que tendrá una capacidad instalada de entre 33 MW y 40 MW, en función de la optimización final del proyecto. Se espera que entre en funcionamiento a más tardar en 2026.

Voltalia ha establecido su Global Solar Hub en Oporto, un centro operativo para supervisar sus plantas de energía solar situadas en Europa, África y América Latina, que suman más de 1,2 GW para sí misma y para clientes terceros. En Portugal, ha construido la planta solar Cotovio, de 49 MW, y su filial Helexia, especialista en producción de energía in situ (tejados solares y cubiertas para coches), tiene una capacidad instalada en el país de 19 MW.

 

Las españolas Iberdrola y Enerland, que han participado en la subasta y resultaron ganadoras en licitaciones anteriores, podrían haber sido las restantes adjudicatarias, según informan a pv magazine fuentes del sector, aunque ninguna ha confirmado oficialmente estos datos.

 

Los precios más bajos del mundo

Portugal ha batido en varias ocasiones los récords mundiales de precios bajos. En 2019, la primera subasta solar asignó 1.292 MW de capacidad solar, incluyendo el lote con la tarifa más baja del mundo (14,76 €/MWh) en ese momento. En 2020 y entre los 670 MW asignados, se registró un lote con la tarifa más baja del mundo (11,14 €/MWh), superado posteriormente por Arabia Saudí.

«En Europa, dentro de 30 años la necesidad de producción de energías renovables puede ser cinco veces la producción actual, toda vez que no tendremos combustibles fósiles ni en la generación eléctrica, ni en el transporte, ni en la industria. En los meses de invierno se necesitarán grandes cantidades de hidrógeno verde previamente generado con renovables en el verano o en el otoño», dice a pv magazine Antonio Delgado, CEO de Aleasoft Energy Forecasting. «Esta visión de futuro hace que los puntos de conexión a la red eléctrica en la península tomen un valor incalculable dentro de 30 años», añade, y puntualiza: «Los puntos de conexión de Portugal son más escasos que en España, de ahí su valor estratégico a largo plazo. Las grandes empresas del sector valoran esos puntos de conexión».

Efectivamente, AleaSoft afirma desde hace años que la Península Ibérica es una “mina de oro” por el potencial renovable que tiene, tanto eólico como solar. «Esta condición hace que las empresas más importantes del sector de la energía intenten tomar posiciones para generar energía renovable con un plan de negocios a muy largo plazo, con una visión estratégica a 30 años o más», dice Delgado. «Por eso decimos, como en subastas portuguesas anteriores, que no es que el coste de la fotovoltaica haya bajado, lo que ha subido es la importancia estratégica de tomar posiciones en Portugal», subraya.

 

 

Elon Musk escribió un tuit diciendo: “España debería hacer un despliegue masivo de energía solar. Podría suministrar energía a toda Europa” y tiene mucha razón, pero solo le faltó decir: “España y Portugal”.

 

Antonio Delgado Rigal, CEO de Aleasoft Energy Forecasting.

Imagen:Aleasoft

 

Esta nota se ha modificado el 7 de abril a las 19:30 h después de que Audax dijera a este medio que no ha participado en la subasta.

Este contenido está protegido por derechos de autor y no se puede reutilizar. Si desea cooperar con nosotros y desea reutilizar parte de nuestro contenido, contacte: editors@pv-magazine.com.