Europa da luz verde final a la reforma del mercado eléctrico

Share

Los Veintisiete han dado este martes luz verde final a la reforma del mercado eléctrico de la Unión Europea  que ya adoptó el Parlamento Europeo en abril, después de haber sido aprobada en julio del pasado 2023 por el Comité de Energía del Parlamento Europeo.

Tras la adopción de hoy, la legislación revisada se publicará ahora en el Diario Oficial de la Unión Europea y sus disposiciones entrarán en vigor con arreglo a plazos específicos.

La reforma pretende hacer que este sea más estable y asequible, además de proteger a los consumidores contra la volatilidad de los precios. Está compuesta por un reglamento y una directiva, asegura que los consumidores tengan derecho a acceder a contratos de precio fijo o contratos de precio dinámico, y recibir información importante sobre las opciones a las que se suscriban, mientras que no se permitirá a los proveedores cambiar unilateralmente los términos de un contrato.

Los consumidores pueden, así, celebrar más de un contrato de suministro de electricidad o un acuerdo de uso compartido de energía en el mismo punto de conexión para sus instalaciones. En otras palabras, podrán celebrar un contrato de precio fijo para tener costes previsibles para sus principales necesidades domésticas y, paralelamente, un contrato de precio dinámico específicamente para alimentar su bomba de calor o cargar su coche eléctrico en aquellos momentos del día en que la electricidad es más barata, es decir, cuando la energía renovable es más abundante.

El texto establece también un mecanismo para declarar una crisis de precios de la electricidad cuando estos experimenten un fuerte repunte y bajo ciertas condiciones, lo que permitirá a los Estados miembro tomar medidas temporales para fijar los precios de la electricidad para las pequeñas y medianas empresas y los consumidores industriales con uso intensivo de energía.

La Comisión podrá presentar una propuesta al Consejo para declarar una crisis de precios de la electricidad a escala regional o de la UE, si las circunstancias justifican la adopción de medidas. En particular, deben coexistir dos condiciones: por un lado, precios medios muy elevados en los mercados mayoristas de la electricidad de al menos 2,5 el precio medio de los 5 años anteriores, y de al menos 180/MWh EUR, que se espera que continúen durante al menos 6 meses, excluido el precio medio durante los 5 años anteriores; y, por otro, un fuerte aumento de los precios al por menor de la electricidad en un intervalo del 70%, que se espera que continúe durante al menos 3 meses.

También se capacitará a los consumidores para que sean agentes activos en el mercado de la energía. Una forma de hacerlo es mediante el uso compartido de la energía, que permite a los consumidores autoconsumir electricidad generada o almacenada fuera del emplazamiento. “Esto no solo ofrece a los consumidores acceso directo a energías renovables de bajo coste, sino que también desbloquea incentivos adicionales para que los clientes activos inviertan en el despliegue de las energías renovables y participen en la respuesta de la demanda”, explican desde la Comisión.

Los consumidores pueden compartir la electricidad generada de forma autónoma o colectiva con amigos, familias, vecinos, comunidades, consumidores vulnerables o afectados por la pobreza energética. Por ejemplo, las familias con bajos ingresos que viven en viviendas sociales podrían beneficiarse de la energía renovable procedente de los paneles solares de los edificios públicos.

Además, en base a las nuevas normas, los países de la UE pueden prohibir a los proveedores cortar el suministro de electricidad a clientes vulnerables, incluso durante disputas entre proveedores y clientes.

La legislación prevé los llamados contratos por diferencia (CfD), o esquemas equivalentes con los mismos efectos, para fomentar la inversión en energía ya que se permitirá su uso en todas las inversiones en nueva producción de electricidad, ya sea a partir de energías renovables o nucleares. En un CfD, una autoridad pública compensa al productor de energía si los precios del mercado caen demasiado, pero le cobra pagos si los precios son altos. Más detalles de la reforma, aquí.

Este contenido está protegido por derechos de autor y no se puede reutilizar. Si desea cooperar con nosotros y desea reutilizar parte de nuestro contenido, contacte: editors@pv-magazine.com.