España y Alemania se disputarán la hegemonía de la solar en Europa

Share

Las nuevas instalaciones solares en la Unión Europea alcanzaron los 8 GW el año pasado, lo que supone un incremento del 36% respecto a 2017, cuando el bloque instaló 5,9 GW.

El resto del continente, incluyendo Turquía y Rusia, también aumentó la tasa de instalación, hasta alcanzar los 11 GW, un 20% más que los 9,2 GW registrados un año antes, según un comunicado de Solarpower Europe.

“Es bueno ver que Europa vuelve a abrazar plenamente la energía solar”, dijo Walburga Hemetsberger, directora ejecutiva del organismo. “Dado que la energía solar es la fuente de energía más popular entre los ciudadanos de la UE, la más versátil y, a menudo, también la fuente de generación de energía más barata, y que las reducciones de costes continúan, nos encontramos solo al principio de una larga tendencia al alza de la energía solar en Europa”.

Según Aurélie Beauvais, directora de políticas de la asociación, la tendencia al alza es el resultado de los objetivos de la UE en materia de energías renovables para 2020. También elogió la legislación del Paquete de Energía Limpia como un marco político que puede sentar las bases para un crecimiento significativo de la energía solar.

La eliminación del arancel mínimo de importación aplicado a los paneles solares chinos también ayudó a reducir el costo de la energía solar, lo que la convierte en la solución elegida por los Estados miembros para cumplir con los planes nacionales de clima y energía, dijo Beauvais.

España y Alemania se disputarán la hegemonía

El año pasado, Alemania fue el mayor mercado de Europa, con 2,96 GW de energía solar instalada, lo que supone un incremento anual del 68%. Turquía ocupa el segundo lugar, con 1,64 GW, después de los 2,59 GW de 2017, pero se han pospuesto nuevas licitaciones. Las empresas que participan en la última adquisición de 1 GW han pedido que se posponga el ejercicio en el contexto de una severa devaluación de la moneda que pone en riesgo la financiación.

El mercado europeo está destinado a un mayor crecimiento este año, ya que se espera que la ola de proyectos sin subvenciones que se están llevando a cabo en el sur de España -con la ayuda de los bajos precios de los equipos- sitúe al país en la cúspide del mercado solar europeo. Francia también se ha comprometido recientemente a desarrollar un plan de renovables más ambicioso, y prevé casi 3 GW por año para los próximos seis años.

Los Países Bajos se unieron el año pasado al “club de los gigavatios” con alrededor de 1,4 GW de nueva potencia instalada – un crecimiento anual de casi el 100%. La energía fotovoltaica representó el 72% de la ronda de otoño del programa de estimulación de energía renovable SDE+ del país, con una capacidad de alrededor de 3,7 GW.

Los analistas de IHS Markit acaban de publicar un informe en el que estiman que el mercado europeo crecerá hasta  los 18 GW de instalaciones este año.