El parón en la construcción de instalaciones fotovoltaicas podría afectar a unos 1.000 MW

Share

El Real Decreto Ley aprobado el pasado domingo obliga a la construcción de parques fotovoltaicos y eólicos a hacer un paréntesis obligatorio. Así como la generación y distribución de electricidad y gas apenas se verán afectadas por el parón que se deriva del RDL del domingo, el refino y la venta de carburantes seguirán también su actividad, en este caso muy debilitada por la caída de la demanda.

Sí se suspenden 15 días las obras de construcción de los proyectos de renovables en marcha, así como la fabricación de material para estas instalaciones: aerogeradores o placas solares. Según Cinco Días, el parón en fotovoltaicas afectaría a una capacidad superior a 1.000 MW. El diario afirma que, entre las grandes, Naturgy suspende la construcción de tres eólicas; Endesa, de nueve plantas e Iberdrola, media docena. Según fuentes del sector, algunas ya estaban paradas por las dificultades de trasladar a los trabajadores, pero afirma que la inversión se retomará sin problemas.