Canarias, a la cabeza de la UE en la integración de energías renovables en sistemas aislados

Share

La Comisión Europea ha elegido Canarias, y más concretamente la isla de Lanzarote, para celebrar este lunes en España el II Foro Clean Energy for EU Islands, un encuentro promovido por la CE y los 14 Estados miembros que cuentan con islas, y en el que se presentarán las mejores soluciones de integración de renovables que se han adoptado hasta el momento en los sistemas insulares del viejo continente.

Se trata de un paso más en las políticas de sostenibilidad insulares, después de que la Comisión Europea y los Estados miembros firmaran en mayo de 2017 la declaración política “Clean Energy for EU Islands” para disminuir la dependencia en combustibles fósiles de los archipiélagos.

Red Eléctrica realizará entre 2010 y 2025 una inversión superior a los 2.800 millones de euros en el despliegue de infraestructuras y proyectos tecnológicos en las islas, pues además de los proyectos de generación, Canarias necesita además de una red de transporte robusta, mallada e inteligente, capaz de realizar una gestión altamente eficiente de la demanda, interconexiones entre islas, que otorguen seguridad eléctrica, y una notable capacidad de almacenamiento al servicio de la operación del sistema.

Sin el apoyo de las interconexiones y el almacenamiento a gran escala no sería posible integrar toda la producción renovable, teniendo que asumir notables vertidos de energía. Además, requeriría un mayor respaldo de generación térmica, lo que implicaría mayores emisiones y costes.

La meta es integrar las fuentes de energía limpia y al mismo tiempo asegurar un suministro energético de calidad a un precio competitivo. En Canarias y en el conjunto de los territorios insulares de la Unión Europea. Así, de este mosaico de pequeños bancos de pruebas que pueblan los mares y los océanos del continente están emergiendo soluciones eficientes y exportables al resto del mundo para avanzar en el programa mundial de descarbonización.

Estos son algunos de los proyectos más emblemáticos de la transición energética en el archipiélago, proyectos todos ellos que permitirán reducir notablemente el sobrecoste eléctrico en las islas. Cada MW de renovable, además de ser limpio, supone un importante ahorro energético para un sistema que ha venido quemando más de un 90 por ciento de fuel.

Plan Eólico de Canarias 2018: 434 millones para pilotar la transición energética

El mejor ejemplo de lo que está suponiendo y supondrá la transición energética en Canarias es el Plan Eólico 2018, un enorme desafío al que nos estamos enfrentado en esplendida coordinación con los promotores eólicos y con las autoridades del archipiélago.

Este plan está formado por un nuevo cupo de proyectos de generación eólica de 403,2 MW, los cuales deben estar conectados y evacuando antes de que termine el año. Para entender la dimensión del reto es oportuno recordar que la potencia eólica instalada en Canarias antes de que se pusiera en marcha el cupo era de 164 MW. Con el Plan Eólico Canario 2018 la energía renovable pasará de cubrir el 7,8% de la demanda en 2017 a poder alcanzar una cifra en el entorno del 20 % con la nueva potencia instalada al finalizar 2018.

Red Eléctrica ha ejecutado todas las instalaciones de la red de transporte (líneas y subestaciones) necesarias para la evacuación de los futuros parques eólicos. La inversión prevista asciende a 434 millones de euros.

Con una inversión que superará los 300 millones de euros, la central de Soria-Chira contará con 200 MW de potencia, lo que representa alrededor del 36 % de la punta de demanda actual de Gran Canaria. El proyecto incluye la construcción de una planta desaladora de agua de mar y las obras marinas asociadas, así como las instalaciones necesarias para su conexión a la red de transporte para poder evacuar dicha energía al sistema.

El proyecto se encuentra actualmente en fase de evaluación ambiental. Durante este proceso se han analizado todas las alegaciones y propuestas de los distintos grupos de interés con el objetivo de incorporarlas mejorando el proyecto. Una vez tramitadas estas modificaciones a finales de  2018, el proyecto estará en disposición de ser autorizado para poder cumplir con el objetivo de iniciar las obras en 2019.

Proyecto MAR: 274 millones para renovar y mejorar la red sin interrumpir el suministro

Red Eléctrica adquirió los activos de transporte insulares -66 kV, 132 kV y 220 kV- de Endesa en el año 2010 y ha invertido entre 2011 y 2017 274 millones de euros en tareas de renovación, mejora  y mantenimiento, de los que 126 millones se han destinado al Proyecto de Mejora de Activos de RED (Proyecto MAR) y 148 millones a un plan de mantenimiento específico de las instalaciones del archipiélago.

El plan ha supuesto la revisión integral de más de 2.000 km de líneas y medio centenar de subestaciones, la sustitución de 457 apoyos y de 132,74 km de cable de conductor, la integración y adecuación de 340 posiciones, la renovación de 8.668 cadenas de aislamiento, la repotenciación de 108 interruptores, la revisión y mantenimiento integral de 16 transformadores, la aplicación de pintura y tratamiento anticorrosivo en cerca del 80 % de las instalaciones de transporte eléctrico del archipiélago, el incremento de 54 a 2.404 el número de los equipos de telecomunicaciones y la  instalación de 259,25 km de fibra óptica y revisión y mantenimiento de 610,05 km.

Interconexiones entre las islas: más de 100 millones para dar seguridad al sistema eléctrico 

Los enlaces eléctricos entre islas son imprescindibles para conseguir unos sistemas eléctricos más estables, robustos y resilientes, y, por lo tanto, más capaces de absorber fuentes de producción de alta variabilidad como son las renovables, además de promover una mayor eficiencia ambiental, reduciendo las emisiones de CO2 y económica del sistema eléctrico resultante de las islas conectadas.

El sistema eléctrico canario cuenta con seis sistemas eléctricamente aislados, siendo las dos únicas islas que están unidad las de Lanzarote y Fuerteventura con un cable de 66 kV.

Para abordar la transición energética, está previsto la instalación de tres enlaces más:

  • Enlace submarino Lanzarote y Fuerteventura (132 kV)  

La nueva interconexión Fuerteventura-Lanzarote a 132 kV ha obtenido ya la Declaración de Impacto Ambiental este año, por lo que es previsible su inminente autorización por parte de la administración autonómica. En tal caso, las obras comenzarán en 2019.

  • Enlace submarino Tenerife y La Gomera (dos enlaces de 66 kV)

Se presentará a trámite el proyecto de ejecución y el EIA (Estudio de Impacto Ambiental) una vez se obtenga la declaración de singularidad.

  • Enlace Submarino Fuerteventura – Gran Canaria (incluido en el Anexo II de la planificación)

La otra interconexión prevista, la Gran Canaria-Fuerteventura, está incluida en el anexo 2 de la planificación de la red de transporte de electricidad 2015-2020, situación que nos faculta para acometer los estudios técnicos de viabilidad, los cuales avanzan según lo previsto. Esta importante interconexión deberá confirmarse en el próximo ejercicio de planificación donde se concretará la fecha de puesta en servicio.