E22 y AVL firman un MoU para impulsar baterías en Australia y todo el mundo

Share

 

La empresa Australian Vanadium (AVL) y E22, fabricante de baterías de flujo redox de vanadio (VRFB) filial de Gransolar, han anunciado su intención de colaborar en la venta de pentóxido de vanadio, electrolito de vanadio y baterías en el mercado australiano y mundial.

Por ello, AVL y su filial VSUN Energy, de la que es propietaria al 100%, ha firmado un Memorando de Entendimiento (MOU) con E22 que incluye  la compra de productos de vanadio (V2O5) a E22 en España para apoyar las ventas globales de baterías; la fabricación y suministro de electrolitos de vanadio en Australia para las VRFB de E22; y un acuerdo de venta con la filial de AVL, VSUN Energy, para la venta de VRFB en Australia.

E22 fabrica VRFB de tamaño pequeño a grande. Su modelo más pequeño, el VCUBE50, tiene un tamaño muy adecuado para el desarrollo del sistema de alimentación autónomo (SPS) de VSUN Energy, según explica la compañía australiana.

AVL está desarrollando una proyectos de explotación de una mina de vanadio al sur de Meekatharra, en Australia Occidental. Además, AVL construirá una planta de fabricación de electrolitos de vanadio en Kwinana (Australia Occidental), capaz de producir 33 MWh de capacidad de almacenamiento de energía para el sector VRFB y subvencionada por el Gobierno australiano. VSUN Energy, la filial de generación y almacenamiento de energía renovable de AVL, está desarrollando activamente mercados para los VRFB en los mercados australianos.

El acuerdo entre VSUN Energy y E22 prevé el suministro de pentóxido de vanadio para las instalaciones de baterías de E22 en todo el mundo, el suministro de electrolito de vanadio para las instalaciones de VRFB en Australia o la venta de VRFB a través de la filial de AVL.

El director general de AVL, Vincent Algar, comenta: «Lo que nos atrajo de E22 en particular fue el VRFB de tamaño medio que pueden suministrar y la credibilidad que ofrece su empresa matriz. Las aplicaciones comerciales de tamaño pequeño y mediano, además de las industrias mineras y agrícolas, requieren un sistema más pequeño que la mayoría de los fabricantes de VRFB que se suministran actualmente. El requisito es un sistema robusto y fiable que pueda aumentar de tamaño y redistribuirse según las necesidades. Estamos encantados de trabajar con el equipo de E22 y hemos comprobado que sus ingenieros son muy receptivos y que existe un fuerte deseo de desarrollar este mercado en Australia». Por su parte, el Director General de E22, Jaime Vega Marcos, comenta: «Esta colaboración con AVL y VSUN Energy tiene un alto potencial en el desarrollo de un mercado creciente. La propuesta sólida y fiable que las empresas pueden ofrecer conjuntamente ayudará a dar ese impulso al despliegue de la tecnología VRFB.»

 

Este contenido está protegido por derechos de autor y no se puede reutilizar. Si desea cooperar con nosotros y desea reutilizar parte de nuestro contenido, contacte: editors@pv-magazine.com.