Genera: solar, autoconsumo y grandes esperanzas

Share

Genera ha celebrado su 23.ª edición del 5 al 7 de febrero en Madrid con un 80% más de empresas participantes: este año han acudido a la feria 241 empresas, de las que 72 era internacionales procedentes de 16 países (Alemania, Austria, República Checa, China, Eslovenia, EE. UU., Francia, Irlanda, Israel, Italia, Países Bajos, Portugal, Reino Unido, Turquía y Ucrania, según datos de Ifema).

“Integramos energías para un futuro sostenible” fue el lema de esta edición a la que acudió la secretaria de Estado de Energía, Sara Aagesen.

Protagonistas

En la feria estaban representados los sectores solar térmico, solar fotovoltaico, cogeneración, eólico, hidráulico, biomasa, autoconsumo y almacenamiento, eficiencia energética, termoeléctrico, biocombustibles, pero los grandes protagonistas han sido, sin duda, la energía solar y el autoconsumo.

En la inauguración de la Jornada Marco del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), titulada “Transformación energética y recursos distribuidos”, Aagesen afirmó que “nos encontramos ante un cambio de paradigma, donde el consumidor y el empoderamiento ciudadano tienen un papel muy relevante”, y añadió que, en 2019, la capacidad instalada de autoconsumo “se había duplicado”, y es ya de casi 1.000 MW.

El nuevo marco regulatorio para el autoconsumo “eliminó las trabas existentes” anteriormente, y ha aumentado la potencia instalada hasta alcanzar “prácticamente” un 1 GW, dijo Aagesen.

Según UNEF, en 2019 tuvo lugar la instalación de 459 MW de nueva potencia fotovoltaica para autoconsumo, el doble de la potencia instalada en 2018. De estos 459 MW, UNEF estima que un 10% corresponde a instalaciones de autoconsumo aisladas de la red; y un 90%, a proyectos conectados a la red eléctrica.

Jornadas técnicas: retos y mejoras pendientes

No obstante, UNEF reclama desde hace ya tiempo dos mejoras sustanciales para dar el impulso definitivo al autoconsumo, que ve también como motor de desarrollo económico: la eliminación de las barreras administrativas autonómicas y, sobre todo, “un rediseño de la tarifa eléctrica en línea con los principios de transición ecológica”. Actualmente, España cuenta con el término fijo más alto -40%- de los países de nuestro entorno, y UNEF ve necesario devolver el peso del componente fijo a la media comunitaria (23-24%). “Un rediseño de la tarifa eléctrica que reduzca el peso del término fijo es una medida clave para incentivar el despliegue del autoconsumo. Los ciudadanos tienen que pagar por lo que consumen, lo que supone ver traducida en ahorros económicos la apuesta que hacen por la eficiencia energética,” dijo Donoso.

Durante la jornada sobre los Retos Tecnológicos organizada en colaboración con Fotoplat (Plataforma Tecnológica Fotovoltaica), José Donoso recalcó que “para sostener un tejido industrial español fuerte y asegurar un crecimiento estable y continuo del sector fotovoltaico, es imprescindible el desarrollo de soluciones innovadoras y eficientes y fomentar la colaboración público-privada”.

Donoso recordó “la necesidad de llevar a cabo una reforma del diseño del mercado eléctrico, para que sea un asignador eficiente de precio para la tecnología fotovoltaica y las otras renovables, que no tienen prácticamente costes variables.” 
Asimismo, se señaló la previsión de la evolución de precios del mercado eléctrico como un factor clave en la definición del modelo de negocio y la importancia de celebrar subastas de energías renovables para asegurar un desarrollo estable del sector fotovoltaico.

Aliadas del crecimiento económico, ¿con o sin ayuda?

Las energías renovables han experimentado un crecimiento del 10% en el último año, y han aportado 10.521 millones de euros al PIB nacional, según la Asociación de Empresas de Energías Renovables, APPA. La competitividad alcanzada por las tecnologías renovables (reducción de costes del 70% en energía eólica y del 89% en fotovoltaica en los últimos 10 años).

En general, el ambiente de la feria este año era de optimismo, consolidación y buenas perspectivas. “Hemos duplicado el negocio”, o “necesitamos contratar a más personal para dar abasto”, han dicho numerosas empresas a pv magazine.

Queda por ver el resultado de las subastas que prevé alcanzar el Gobierno en el marco del Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC). Si bien nadie niega que las subastas de potencia celebradas en 2016 y 2017 han reactivado el sector y el apoyo del Gobierno de Pedro Sánchez a las renovables y a Transición Ecológica ha contribuido a dar una estabilidad política imprescindible para el desarrollo de la fotovoltaica, numerosas empresas han dicho a pv magazine que las subastas “son un error. Nadie las quiere, y lo único que harán será entorpecer y frenar el mercado”.