Aprobados 40 millones de euros en ayudas para promover parques fotovoltaicos en Baleares

Share

El BOE publicó este jueves la Resolución del IDAE por el que se abre la convocatoria para la línea de Ayudas del Programa SOLBAL, dotado con 40 Millones de euros cofinanciados por FEDER, para impulsar la instalación de parques fotovoltaicos en las Islas Baleares.

Desde hoy se pueden presentar las solicitudes de ayuda a los proyectos. Los promotores que quieran participar podrán recibir ayudas de un máximo de 15 millones por empresa y proyecto. Quedan por delante tres meses para formalizar la petición y todos los parques deben estar finalizados en 2022.

Además de los 40 millones de euros con que está dotada la convocatoria del IDAE, se prevé una segunda partida de 20 millones que se activaría en caso de ser necesaria.

La Unión Española Fotovoltaica (UNEF) calcula que estas “subvenciones a la inversión” deberían facilitar la instalación de entre 230 y 250 MW de nueva potencia, lo que aportaría un ahorro al sistema eléctrico de, al menos, 16,5 millones de euros anuales.

La Línea SOLBAL, junto a EOLCAN (80 millones de euros para proyectos de energía eólica en las islas Canarias, convocado el pasado día 27 de diciembre), forman parte de lo establecido por la Orden TEC/1380/2018 por la que se establecían las bases reguladoras del Programa de Economía Baja en Carbono de los fondos FEDER de concesión de ayudas para la generación de energía eléctrica mediante instalaciones fotovoltaicas y eólicas en territorios no peninsulares. El Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC) resalta y pone de manifiesto la importancia de apoyar, por su singularidad, la transición energética en las islas, y la propia Ley de Cambio Climático y Transición Energética de las Illes Balears prevé unas islas libres de combustibles fósiles y 100 % de energías renovables en 2050. Para el 2030 las previsiones son disponer de un 35% de renovables (85% en Menorca en el marco del proyecto Menorca 2030), un 23% de reducción del consumo energético y una reducción del 40% de las emisiones contaminantes.

Según datos del Gobierno Balear, actualmente hay en servicio 36 parques fotovoltaicos en las Illes Balears, que producen 71 MW. Entre 2012 y 2015 únicamente se instaló 1 MW y en la actualidad están en trámite 26 parques fotovoltaicos que suman 230 MW, multiplicándose por tres la potencia en parques fotovoltaicos desde 2015.