Una empresa italiana ofrece un proceso de fabricación de paneles solares orgánicos por laminación

Share

La startup italiana Ribes Tech ha desarrollado un proceso de fabricación rollo a rollo (R2R) para módulos fotovoltaicos orgánicos (OPV, por sus siglas en inglés).

El proceso incluye un revestidor de troquel de ranura y estaciones de serigrafía. “Tenemos una línea piloto que ha demostrado su eficacia. Todas las capas de la célula fotovoltaica se depositan mediante técnicas de impresión R2R estándar”, explicó a pv magazine Francesca Scuratti, directora de desarrollo de productos de Ribes Tech. “No requiere óxidos conductores transparentes para el electrodo inferior, no utiliza materiales raros o escasos, y los propios módulos son fáciles de integrar en subsistemas de potencia”.

La empresa es fruto de la colaboración entre el especialista italiano en impresión OMET Group y el Instituto Italiano de Tecnología. Tiene una capacidad de fabricación de 200.000 dispositivos al año, basados en un sistema con dos cabezales de impresión y un ancho de banda de 30 cm.

El proceso permite fabricar dispositivos muy finos de captación de energía en interiores, diseñados para sustituir a las pilas o ser adaptados a una amplia gama de dispositivos electrónicos de bajo consumo, como sensores remotos, etiquetas inteligentes y dispositivos de seguimiento.

Los módulos de Ribes Tech tienen una eficiencia de conversión de energía del 12% en interiores cuando se integran como componente de un dispositivo electrónico, y funcionan eficazmente en toda la gama de interiores, desde 5 lux hasta 2000 lux, según Scuratti.

“Ahora buscamos inversiones para nuestra próxima fase de ampliación. Estamos listos para producir módulos fotovoltaicos en grandes volúmenes, como la impresión de etiquetas”, dijo Scuratti, señalando que a escala completa con múltiples cabezales de impresión, el equipo de la empresa podría imprimir “hasta varias decenas de millones de células fotovoltaicas.” Por ejemplo, hasta 50 millones de unidades de dispositivos OPV de pequeño tamaño de 3 cm x 5 cm.

La empresa italiana, fundada en 2016, ve potencial para que sus módulos de recolección de energía aborden varios desafíos en la electrónica vestible y del Internet de las Cosas (IoT). Por ejemplo, permitir reducir los costes de mantenimiento relacionados con el cambio o la carga manual de las baterías, cumplir las normativas que restringirían el uso de baterías no recargables y reducir los riesgos medioambientales relacionados con los materiales utilizados en las baterías convencionales.

En el reciente Consumer Electronics Show, una feria estadounidense, uno de los socios de Ribes presentó dos innovadoras soluciones sin pilas para sensores de consumo ultrabajo. Una de ellas, es un sensor ambiental en forma de cúpula basado en un diseño registrado por la empresa compatriota Innoitaly. Adecuado para viviendas, oficinas y aplicaciones de jardinería, integra módulos fotovoltaicos de Ribes junto con sensores de humedad, temperatura, luz, ocupación y un subsistema de comunicación de datos.

No requieren ningún tipo de mantenimiento. Se trata de una solución “set & forget” (configure y olvídese) que aprovecha al máximo la luz procedente de todas las direcciones”, explica Scuratti.

Este contenido está protegido por derechos de autor y no se puede reutilizar. Si desea cooperar con nosotros y desea reutilizar parte de nuestro contenido, contacte: editors@pv-magazine.com.

Popular content

Fabricantes de inversores: FIMER busca comprador y Fronius elimina 650 puestos de trabajo
19 julio 2024 Las ofertas vinculantes para hacerse con el fabricante italiano Firmer deberán presentarse antes del 15 de octubre de 2024. Por su parte, la empresa a...