La Agencia Internacional de la Energía publica nuevas directrices estandarizadas para la operación y el mantenimiento fotovoltaico

Share

De pv magazine Global

El Programa de Sistemas de Energía Fotovoltaica de la Agencia Internacional de la Energía (IEA-PVPS) ha publicado nuevas directrices para ayudar a los propietarios de activos fotovoltaicos en la operación y el mantenimiento de las plantas fotovoltaicas a escala de servicio público en diferentes zonas climáticas.

En el informe “Guidelines for Operation and Maintenance of Photovoltaic Power Plants in Different Climates” (Directrices para la operación y el mantenimiento de plantas fotovoltaicas en diferentes climas), la agencia ofrece una serie de programas de operación y mantenimiento específicos para cuatro zonas climáticas: moderada, cálida y seca, cálida y húmeda, y desiertos en zonas de gran altitud. También se analizan las condiciones extremas, como las inundaciones, los ciclones y la nieve.

El documento define los indicadores de rendimiento de O&M y los servicios estándar del operador de O&M para crear un marco claro.

“Los contratos de O&M deben tener en cuenta las diferencias regionales, como la legislación nacional o local que afecta a la disponibilidad de personal in situ, así como las variaciones en las capacidades de los principales interesados que afectan al coste del proyecto”, dijo la IEA-PVPS.

El informe también presenta directrices para el seguimiento y la previsión, así como herramientas técnicas para analizar el rendimiento y la seguridad de las plantas fotovoltaicas.

“La escala y la complejidad de las plantas determinan el nivel de monitorización: cuanto más grande y compleja sea la planta, más intensiva será la monitorización”, dijo la IEA-PVPS. “Los operadores de O&M deben estar preparados para cumplir con los códigos y reglamentos de la red aplicables, permitiendo la reevaluación del alcance de las operaciones para los contratos si los códigos de la red cambian, especialmente en contextos en los que más plantas de ER sustituyen a las fuentes de energía térmica.”

El informe también incluye una descripción de los diferentes tipos de servicios de mantenimiento e inspecciones avanzadas. IEA-PVPS ofrece una serie de recomendaciones para el O&M específico para el clima.

“Los planes de acción de mantenimiento preventivo (MP) que excluyen las actividades redundantes pueden reducir los costes”, subrayan. “El plan de mantenimiento preventivo debe tratar de optimizar la planta fotovoltaica en general y el presupuesto de O&M, en función del tamaño, el diseño, la complejidad y el entorno de la planta”.

El informe concluye advirtiendo que el mantenimiento es necesario, aunque las plantas fotovoltaicas requieren mucho menos mantenimiento que otros tipos de activos de generación de energía.

“Una combinación de especificaciones de O&M bien diseñadas, sistemas de monitorización proactiva y un régimen de O&M flexible y adaptado que tenga en cuenta tanto los posibles impactos meteorológicos en los sistemas como los posibles cambios en los requisitos de la red son buenas prácticas para garantizar que los sistemas fotovoltaicos funcionen de acuerdo con la vida útil prevista o incluso más allá de ella”, afirman los investigadores. “Reducir los riesgos asegurando que el personal esté formado y equipado para las operaciones de O&M, así como emplear la previsión fotovoltaica para reducir los posibles tiempos de inactividad, también contribuye a mantener el rendimiento de la planta fotovoltaica según las especificaciones”.

Este contenido está protegido por derechos de autor y no se puede reutilizar. Si desea cooperar con nosotros y desea reutilizar parte de nuestro contenido, contacte: editors@pv-magazine.com.

Popular content

Fabricantes de inversores: FIMER busca comprador y Fronius elimina 650 puestos de trabajo
19 julio 2024 Las ofertas vinculantes para hacerse con el fabricante italiano Firmer deberán presentarse antes del 15 de octubre de 2024. Por su parte, la empresa a...