La noruega Otovo entra en el mercado del autoconsumo español con un modelo diferente

Share

La compañía noruega de energía solar Otovo anuncia su desembarco en España con el fin de hacerse un hueco en el emergente mercado del autoconsumo energético en el hogar.

Propone un Marketplace que analiza las condiciones de cada vivienda y busca la instalación más adecuada en función de la ubicación, el número de plantas, los metros cuadrados y la orientación. La empresa afirma en el comunicado de prensa de su presentación que “rastrea el mejor precio entre su red de decenas de instaladores, y ofrece un servicio llave en mano”, y se articula como un eslabón entre los instaladores y los clientes.

La compañía utiliza algoritmos de machine learning y datos geoespaciales para calcular la orientación e inclinación del sol sobre el tejado de la vivienda y optimizar la producción de energía. Después, cruza esta información con la de consumo energético de un hogar para sugerir al cliente la mejor instalación de autoconsumo, con cuántos paneles, con qué instalador y al precio más económico.

El modelo de Otovo “se traduce en una inversión segura para cada hogar, produciendo una rentabilidad anual de hasta un 15% sobre la inversión realizada, reduciendo el consumo de la factura de la luz en un 50%, y amortizando la inversión entre seis y ocho años”, según la compañía.

Otovo, cuenta ya con un 60% de la cuota de mercado noruega, país donde se creó hace justo cuatro años y donde ha ido duplicando sus ventas anualmente. Posteriormente, ha aterrizado en Suecia, Francia y ahora en España.

Desde el punto de vista financiero, Otovo cuenta con capital inversor noruego y sueco. El Fondo Soberano Noruego (a través de su vehículo Nysnø) se cuenta entre sus principales inversores, además de la empresa familiar Axel Johnson (suecos). Recientemente ha anunciado una ronda de financiación de 18 millones de euros, de los cuales plantea invertir la mitad en crecer en nuestro país.