El Cabildo estrena una planta fotovoltaica en el aparcamiento de Infecar

Share

El Cabildo de Gran Canaria ha instalado una planta fotovoltaica en el aparcamiento de la Institución Ferial de Canarias (Infecar) que permitirá ahorrar al recinto ferial un 33 por ciento en la factura de electricidad y además evitará la emisión de 123 toneladas de CO2 a la atmósfera, tal como anunció el 27 de septiembre su presidente, Antonio Morales.

La factura anual de electricidad es de 72.000 euros y pasará a pagar en torno a 48.000 euros. Para ello, la planta cuenta con dos marquesinas de 600 metros cuadrados en las que se han instalado 300 paneles solares con la estimación de que produzcan anualmente 150.000 kilovatios hora.

El 85 por ciento de la potencia que genere esta nueva planta instalada por el Consejo Insular de Energía será destinado al autoconsumo, lo que convertirá al recinto ferial en una instalación mucho más sostenible que en la actualidad, mientras el 15 por ciento restante será vertido a la red, explicó junto a los consejeros de Energía y Aguas, Raúl García Brink y Miguel Hidalgo.

Además de esta planta, en la que el Cabildo ha invertido 186.000 euros, el Consejo Insular de Energía trabaja ya en la instalación de otros 117 paneles solares en el aparcamiento exterior del Cabildo y en la azotea del edificio anexo.

El proyecto para esta planta, que producirá anualmente casi 39.000 kilovatios hora gracias al sol y evitará la emisión de casi 40 toneladas de CO2, se encuentra en licitación por un presupuesto de 106.000 euros. En este caso, la potencia generada estará destinada al autoconsumo de los puntos de recarga de vehículos eléctricos y del edificio de oficinas que acoge las dependencias del servicio de microinformática, comunicaciones e instalaciones del Cabildo.

El presidente recalcó el esfuerzo realizado por la Consejería de Sector Primario también para implantar instalaciones fotovoltaicas en las cofradías de pescadores y para promover inversiones en el sector pesquero, en especial las que realicen las cofradías y cooperativas de pescadores que fomenten mejoras en la eficiencia energética y la implantación de instalaciones solares fotovoltaicas y eólicas de pequeña potencia para el autoconsumo.

En ese marco, ha puesto en marcha ayudas para apoyar a los jóvenes pescadores para sustituir y modernizar motores con el fin de mitigar los efectos del cambio climático y mejorar la eficiencia energética de los buques pesqueros.