La columna de UNEF: EKISOLAR y Led’s Go Project, primeras en obtener el Sello de Calidad UNEF para instaladores

Share

 

Mucho han cambiado las cosas desde abril desde 2019. Y es que esa fecha supuso un hito en el autoconsumo fotovoltaico, ya que se introdujo un marco normativo que fomentaba su instalación y abrió un campo de posibilidades de conexión y modalidades de imposibles hasta entonces.

Gracias a esta evolución normativa, en 2020 se llevó a cabo la instalación de 596 MW de nueva potencia de autoconsumo fotovoltaico, aun habiendo sido un año especialmente complicado y que había estado marcado por la pandemia de Covid-19.

Este escenario tan favorable para el autoconsumo fotovoltaico está atrayendo inversiones y nuevos actores al sector, algo que a priori es muy positivo porque está repercutiendo en el resurgimiento y renovación del sector pero que, como todo en esta vida, también tiene algunos grises.

Y es que, muchos de estos nuevos actores son, en gran parte de los casos, desconocedores de la tecnología fotovoltaica y de cómo llevar a cabo las instalaciones de autoconsumo fotovoltaico. Y es precisamente ahí donde empiezan los problemas: instalaciones sobredimensionadas, presupuestos muy dispares, desconocimiento de la normativa y trámites necesarios, ejecución de instalaciones sin la correspondiente tramitación administrativa, mala praxis en la ejecución de las instalaciones, etc.

Al final, los más perjudicados son los consumidores, ya que en muchos casos y ante este tipo de situaciones prefieren dejar pasar la oportunidad de instalar autoconsumo. Y, por supuesto, el otro gran perjudicado de esto es el sector fotovoltaico, por la mala publicidad y generalizaciones que se puedan llevar a cabo y que tiran por tierra el trabajo de muchos años de empresas profesionales especializadas en autoconsumo.

Así pues, el resurgimiento del sector, principalmente en la instalación de autoconsumo ha traído consigo polizones, que están invitados a quedarse, pero que tienen que formarse adecuadamente para poder desempeñar su labor. Esta, no es solo una labor técnica, sino que en el fondo tiene un cariz social, para que se pueda continuar instalando y motivando a nuevos ciudadanos en su apuesta por esta forma de producir y consumir energía.

Es ante este escenario en el que UNEF decidió elaborar un Sello de Calidad para instaladores de autoconsumo con el objetivo de dar respuesta a las necesidades del sector en un escenario en el que las instalaciones están experimentando un incremento muy elevado, para que los consumidores que deciden dar el paso e instalar autoconsumo en sus tejados lo hagan con la totalidad de las garantías y les permita seleccionar empresas de total confianza y que cumplan con todos los requisitos.

Este sello nace para velar por la penetración del autoconsumo de energía fotovoltaica en nuestro país, y establece un sistema de certificación que garantiza que las instalaciones de se lleven a cabo cumpliendo todos los criterios técnicos.

Desde UNEF se puso mucho empeño en este proyecto, contando con la colaboración de empresas expertas del sector en la elaboración de las reglas de certificación y enfocándose en desarrollar un certificado que siguiese unas directrices acordes a la normativa española con un proceso de certificación lo más transparente posible que fuese validado por organismos independientes.

Es en abril de 2021 cuando se presenta oficialmente el sistema de certificación, que veía por fin la luz tras casi dos años de trabajo para el desarrollo de sus reglas. Desde entonces no hemos parado de recibir consultas y solicitudes. Y es que las empresas instaladoras son, en muchos casos, las primeras interesadas en que las instalaciones fotovoltaicas se lleven a cabo con todas las garantías, lo cual pone de manifiesto la profesionalidad y experiencia de un sector joven, como es el fotovoltaico, pero que ha madurado para convertirse en uno de los sectores renovables que van a liderar la transición energética.

Gracias a este alto interés, ya contamos con las primeras empresas certificadas bajo el Sello de Calidad de UNEF para instaladores, que son EKISOLAR y Led’s Go Project. Estas empresas son solo un ejemplo de todas las que ya han enviado su solicitud para el sello de calidad y que ya se encuentran en el proceso de certificación.

Para que una empresa pueda recibir dicha certificación tiene que contar con varios requisitos de partida que se pueden comprobar en la página web de UNEF, y que son verificados por el equipo técnico. Tras la pertinente validación, los instaladores deben superar una formación de buenas prácticas para autoconsumo que ayuda a demonstrar sus conocimientos y a refrescar conceptos en materia de riesgos laborales.

Finalmente, para que pueda ser otorgado el Sello de Calidad, la empresa debe de superar una auditoría que es ejecutada por dos certificadoras acreditadas para ello. Las empresas certificadoras habilitadas para la certificación del sello de UNEF son SGS y CERE. Ambas son empresas con amplia experiencia en inspección, inspección, verificación, análisis y certificación y que cuentan con una amplia experiencia en el sector renovable y fotovoltaico.

El Sello de Calidad de UNEF debe revalidarse anualmente y por ello las empresas instaladoras deberán superar las auditorias que se han diseñado con un esquema alternativo en el que el primer año que se opta a la certificación se lleven a cabo en las instalaciones de la empresa y en el segundo año en instalaciones de autoconsumo que la empresa haya ejecutado el año anterior.

Desde UNEF esperamos que este Sello ayude a fomentar la confianza de los consumidores, de esta forma puedan seguir apostando por el autoconsumo fotovoltaico, que representa un ahorro considerable para su factura eléctrica y un retorno positivo para el medio ambiente por la generación y consumo local de energía, reduciendo las emisiones de CO2.

Nosotros seguiremos trabajando en la eliminación de barreras al autoconsumo y resolviendo las trabas administrativas para que las empresas o consumidores puedan apostar por generar su propia energía mediante fotovoltaica y la transición energética comience desde sus propios tejados.

 

The views and opinions expressed in this article are the author’s own, and do not necessarily reflect those held by pv magazine.

Este contenido está protegido por derechos de autor y no se puede reutilizar. Si desea cooperar con nosotros y desea reutilizar parte de nuestro contenido, contacte: editors@pv-magazine.com.